Claribel Alegría

Te invento

Te invento en el jardín

invento que me hablas

que me llamas

y en realidad me hablas

y a veces no comprendo

lo que dices

y me asombro de ti

de tu misterio

y finjo que comprendo

para que no te alejes.

Día a día te invento

y esa es mi manera

de enfrentarme a tu ausencia

porque de no inventarte

se esfumaría el gozo

de mis horas

y tú te esfumarías. (Saudade 1999)

Claribel Alegría fue poeta, traductora y ensayista centroamericana quien nació en Estelí, Nicaragua, en 1924. Años después se traslado a vivir a El Salvador junto con su familia. En 1943 se mudó a En Estados Unidos de América donde obtuvo el título de Filosofía y Letras en la Universidad George Washington.

Luego de casarse con Darwin Flakoll Alegría con quien procreo cuatro hijos viajo y residió en varios países, pero en 1985 regreso a Nicaragua para apoyar con la reconstrucción del país.

La trayectoria literaria de Alegría incluye la publicación de poesía, novela y cuentos para niños. En 1978 fue galardonada con el premio Casa de las Américas por su obra Sobrevivo y en el 2000 obtuvo el premio de Autores Independientes.

En el 2011 el Festival Internacional de Poesía de Granada, Nicaragua, fue homenajeado a Claribel Alegría, la única poeta viva a quien se había dedicado el festival. En noviembre del 2017 recibió el Premio Reina Sofía de Poesía Iberoamericana.

Entre sus obras tenemos: Anillo de Silencio, Vigilias, Umbrales, Fuga de Canto Grande, La Mujer del Río, Saudade, El desdén, Albúm Familiar, Pueblo de Dios y Mandinga y otros.

Conocí a Alegría por medio de su hijo Erick Flakoll quien es mi amigo. Los amigos de Erick eran también sus amigos. Recuerdo que en varias ocasiones que la visite nos sentamos a hablar en su terraza que era uno de sus lugares preferidos para terminar su día.

A su muerte en 2018 yo no estuve presente por no estar en Managua, sin embargo sé que alzó su vuelo como una de las grandes en el mundo literario.

Qué lástima

Qué lástimas que duermas

y se interrumpa el diálogo

y no sientas mi beso

en tus ojos cerrados.

Qué lástima tu infancia

así truncada,

ese tiempo sin tiempo

a medio abrir

por el que ya empezaba

a vislumbrarte.

Mañana todo habrá cambiado:

otra vez hablándonos

de lejos

desde nuestra esquivas

soledades.

Qué lástima

los signos de mi amor,

mis apretados círculos

de miedo

que no sé si entendiste.

Author: Women Wheel

Women Wheel a community online that develops different women topics. Here we cover my experiences and others based on sexuality, gender, violence, culture, climate change, literature, womanhood, feminism, and decolonization stories that will link us together regardless of where you live, age, and race. Our wheel is durable and resistant, the same as the women’s fight, voices, and actions. Join the movement of the wheel!

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s